EAP El Coto

[click para empezar de nuevo]

Metformina, acidosis láctica y nueva guía SIGN de Diabetes

Una de las últimas publicaciones Cochrane ha revisado los datos que relacionan el uso de metformina con la aparición de acidosis láctica, hipótesis que durante años ha limitado su uso. En dicha revisión, donde se analizan 347 estudios prospectivos y estudios de cohortes, no se encontraron diferencias en los niveles de lactato ni en la presencia o no de acidosis lactica, en pacientes con diabetes tipo II tratados con metformina o sin ella.

Es decir, que la metformina no se asoció a la acidosis láctica más que otros antidiabéticos orales.

Los límites en el uso de la metformina en algunas comorbilidades no quedan del todo claros. Existen datos que muestran su seguridad en situaciones en las que estaba proscrita como la insuficiencia cardiaca. La ADA,  en su documento Standards of Medical Care in Diabetes—2010, señala que la metformina puede ser utilizada en pacientes con insuficiencia cardiaca estable si la función renal es normal, aunque debe evitarse en pacientes inestables u hospitalizados con insuficiencia cardiaca (Evidencia C).

En caso de insuficiencia hepática e insuficiencia renal, sin embargo, se considera contraindicada, y su ficha técnica la fija el umbral en un aclaramiento de creatinina menor de 60 ml/min. De todos modos, los límites para iniciar su prescripción o mantener el tratamiento son variables según las fuentes (distintas publicaciones consideran un filtrado glomerular que oscila entre <30 o <60 mL/min/1.73 m2 o niveles de creatinina superiores a 1,5-1,7 mg/dl).

Por último, la recién publicada guía SIGN (calentita calentita, de marzo de 2010) de Diabetes, subraya que el riesgo de acidosis láctica, no es mayor que el de otros ADO, así como su seguridad en insuficiencia cardiaca, rechazando su contraindicación. También recomienda suspenderla en caso de enfermedad grave (pe, infarto de miocardio, neumonía, infección severa y/o deshidratación) por la posibilidad de que agrave la hipoxia tisular y se acumule en caso de empeoramiento de la función renal.

No comments yet»

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: